Home > De interés > Pandemia

Qué barbijos usar y cuáles no, según las nuevas recomendaciones de la OMS

Los barbijos se convirtieron en el ícono de la pandemia de coronavirus. Pese a que al principio se desalentaba su uso en la población general porque se consideraba que daba una “falsa sensación de seguridad”, muchos países fueron incorporándolos en forma temprana a las medidas de protección y en junio la Organización Mundial de la Salud (OMS) pasó a recomendar su utilización en determinadas circunstancias (en zonas con transmisión comunitaria, cuando no se pudiera mantener distancia mínima, entre otras). Ahora, el organismo emitió una actualización interina de esas directrices en las que, entre otras cosas, desaconseja el uso de mascarillas que tienen válvulas, tanto en personal de salud como en el resto de la población.

¿La razón? Tal como venían advirtiendo autoridades y especialistas en base a diversos estudios realizados, el usuario de ese tipo de mascarillas podría exhalar aire no lo suficientemente filtrado.

La OMS sigue recomendando a todo el personal sanitario el uso de barbijos médicos en zonas con menor riesgo de contagio aéreo (por aerosoles) y los de mayor protección (N95, FFP2, FFP3) en zonas de mayor riesgo, por ejemplo áreas de atención a pacientes con Covid-19.

Para el público general, en zonas de transmisión comunitaria del coronavirus, la OMS recomienda el uso de mascarillas no médicas (por ejemplo, las de tela) en el interior de comercios, oficinas o escuelas, si no se puede garantizar una distancia física de al menos un metro entre los presentes. No obstante, en Argentina, el uso de barbijo se considera una medida complementaria y no excluyente respecto del resto, por lo que, fuera del hogar, se aconseja su utilización incluso al aire libre y aunque se pueda mantener distancia.

Las mascarillas médicas son principalmente recomendadas para grupos de riesgo tales como adultos mayores y personas con enfermedades pulmonares crónicas, cáncerdiabetes o problemas cardiovasculares, en contextos donde no puede garantizarse la distancia física de al menos un metro.

También se recomienda el uso en todo momento de barbijos médicos en cuidadores y otras personas que comparten espacio con pacientes con Covid-19 sospechosos o confirmados.

Respecto de niños y niñas, la OMS no recomienda el uso de mascarillas en menores de cinco años, mientras que en aquellos de seis a once se debe decidir teniendo en cuenta distintos factores (transmisión del virus en la comunidad, capacidad de los chicos y chicas para poder llevarla, entorno social y cultural, etc).

En los mayores de 12 años se aplicarán las mismas recomendaciones que en los adultos, sostiene la guía.

Sobre las mascarillas de tela, la organización recomienda que estén elaboradas con tres capas: una exterior impermeable, una interior que permita el paso de la humedad, y una intermedia filtrante.

Estos son los conceptos básicos de cómo usar correctamente un barbijo:

  • Lávese las manos antes de colocárselo, así como antes y después de quitárselo, y después de tocarlo en cualquier momento.
  • Asegúrese de que cubra la nariz, la boca y el mentón.
  • Al retirarlo, guardarlo en una bolsa de plástico limpia y lavarlo todos los días si es de tela, o tirarlo dentro de la bolsa en un tacho de basura si es una mascarilla médica.
  • No use barbijos con válvulas.

Desde la Unión te mantenemos informado y te asesoramos para que te cuides en esta nueva etapa que nos enfrentamos a un re brote de Corona Virus, Cuidarte es cuidar a los otros.

También le puede interesar
Reunión con gastronómicos
MÁS ASOCIADOS …
SEGUIMOS CRECIENDO
RESTRICCIONES

Deje una respuesta